Ser el sueño sexual de mi pareja

Cómo ser el sueño sexual de mi  pareja

Si fuéramos totalmente trasparentes no necesitaríamos soñar, si la comunicación fluyera y no existieran restricciones tampoco lo haríamos, si la realidad fuera estática y plena tampoco los sueños tendrían cabida. Pero al existir lugares ocultos en lo profundo, en donde los deseos a veces no se comprenden, existe un lugar para soñar, dormido o despierto es allí donde puedes decidir y animarte diciendo quiero ser el sueño sexual de mi  pareja.

Los sueños eróticos existen porque en lo pecaminoso, prohibido, oculto y a veces imposible, se desarrolla un deseo, el cual debe expresarse así sea dormido. La relación de pareja puede fortalecerse cuando se arriesga a contar los sueños, se comparten y se es cómplice para convertirlos en realidad.

Cuando un sueño se convierte en realidad, lo natural es que se pierda el deseo en algún momento y se reemplacé por un nuevo deseo. Lo cual exige que seamos cómplices permanentes en el tiempo para cumplir los sueños propios y los de la pareja. El erotismo se incentiva cuando se rodea de lo prohibido, lo oculto, lo diferente, de la pasión presente en el sueño. Porque al soñar no le ponemos limitaciones ni establecemos reglas de los que es correcto o lo que no lo es.

Ser el sueño sexual de mi  pareja
¿Cómo ser el sueño sexual de mi pareja?

En las relaciones íntimas de pareja, podemos darnos ciertos lujos para romper las reglas, permitirnos convertir los sueños en realidad  para satisfacernos plenamente. Porque un sueño puede ser una represión que necesita liberación, y que mejor que la pareja sea consciente de ello y la apoye.

Los sueños eróticos expresados en pareja, incentivan la pasión, el deseo, la novedad, el reencuentro, el amor. ¿Cuales son tus sueños eróticos y los de tu pareja? Comencemos por averiguarlos. Debes para ello, tener mente abierta y ser muy seguro de ti mismo. Porque podrán salir deseos que te sorprendan. Por ejemplo, ¿que pensarías si tu pareja te dijera que desea fantasear con una relación en grupo o que tiene relaciones íntimas con su jefe o con tu hermano o hermana? ¿Asumirías el papel o rol de su jefe para que cumpliera su sueño? Deberías estar dispuesto a lo impensable si deseas participar de este juego erótico.

Antes de emprender esta odisea de vivir los sueños eróticos en pareja, debes fortalecerte como persona, valorar tu esencia y amara mucho a tu pareja, para que luego puedan vivir experiencias a veces inesperadas sin que te afecte tu autoestima y mucho menos la relación de pareja. Comienza por preguntar a tu pareja si se sintoniza con esta experiencia. Porque los dos deben estar dispuestos a emprender el viaje de: ser el sueño sexual de mi  pareja.

 

“Imagen por cortesía de imagerymajestic/ FreeDigitalPhotos.net”.