Por qué es bueno reír en pareja

Por qué es bueno reír en pareja

 

Comencemos por la simple verdad de que es bueno reír, entonces es igualmente válido o mejor reír en pareja. Y si pasamos mucho tiempo con nuestra pareja, pues es más beneficioso aún. La risa da muchos beneficios a la salud y a las relaciones personales; de modo que si se logras construir una relación de pareja en la cual se torna posible y frecuente reír, ambos retroalimentan una relación sana, constructiva y estarás logrando un mayor bienestar para todo tu entorno. A su vez, descubrir que cosas le hacen reír a tu pareja es una forma de ganarte a tu pareja y ser más comunicativo.

Reír en pareja no es una tarea muy difícil, todos y todas tenemos sentido del humor innato; lo que se va descubriendo a medida que conocemos a nuestra pareja es qué temas o situaciones le causan gracia a la otra persona. En general, siempre hay temas comunes que causan gracia y es hacia allí donde tenéis que dirigirte para lograr reír a duo frecuentemente. Por ejemplo, si a ambos les gusta hojear diarios o revistas será bueno reír mirando la sección de humor.

Al mismo tiempo, tienes que evitar remarcar aquellos temas o situaciones que a una parte de la pareja le causa gracia y a la otra le provoca rechazo. Es mejor reír en pareja de temas, tal vez, triviales; pero que ambos puedan disfrutar por igual y hacer que el amor de su pareja se desarrolle y florezca con juegos amorosos y ejercicios de a dos. Obviamente para poder reír en pareja hay que poder hablar con tu pareja generando una buena comunicación sintiendo así una prolongación de nosotros mismos.

Cómo y de qué reír

Por qué es bueno reír en pareja
Por qué es bueno reír en pareja
La manera más sana de reír en pareja es encontrar juntos aquellos hechos o situaciones propias de la pareja que les causen gracia a ambos. Por ejemplo, supongamos que Zeus y Hera tuvieron un contratiempo cuando empezaron a salir juntos, una noche se juntaron a cocinar y comer pero mientras cocinaban a Hera se le fue la mano con los condimentos y terminaron ingiriendo una comida demasiado picante para el gusto de ambos. Luego del incidente culinario recordarán juntos dicha situación y Zeus bromeará con Hera acerca de cómo condimentar las comidas para comer sin incendiarse la boca (aunque esto sólo les cause gracia a ellos dos).

En conclusión, es bueno reír en pareja y no permitir que esta actividad conjunta se extinga o sea poco frecuente. Si bien puede ser complicado comenzar a hacerlo, vale la pena el esfuerzo porque luego de que logras instalar estos momentos especiales tan saludables en la relación de pareja los beneficios se vuelven exponenciales tanto a nivel de la pareja como de vuestras relaciones más próximas, familiares, amigos y vecinos. No olvides que la risa es una expresión de alegría que se contagia de persona a persona. Lo mejor que puede suceder es que cuando escuches reír sanamente a tu pareja aunque no sepas de qué se está riendo, te puede contagiar y termines riendo también tú.

 

Imagen por cortesía de Imagerymajestic /freedigitalphotos.net