El amor de pareja y la rutina

El amor de pareja y la vida cotidiana

 

El amor de pareja  no esta extento de  rutinas en la convivencia o vida cotidiana. Nuestra vida esta llena de rutinas y es bueno que esto sea a si, pues seria imposible reaprender nuevamente cada mañana todo lo que sabemos o analizar todos y cada una de las actividades o acciones de forma racional para decidir con cuales quedarnos y cuales no, es decir hay cosas que las realizamos porque no podemos evitarlas o hemos hecho nuestra decisión en tiempos pasados de continuarlas. Sin embargo hay rutinas que si es conveniente ponerlas bajo la lupa de vez en cuando.

El amor de pareja no para todos esta en el foco diario, o semanal o mensual… siendo así como la llama que alguna vez fue se va consumiendo y lo que fue motivo de alegría y motivacion pierde atractivo e interés.

El amor de pareja es algo básico, y que según estudios es sumamente necesario para nuestra funcionalidad humana optimizada. ¿Que es esto? Pues el ser humano tiene necesidades primarias que suplir para poder crecer y desarrolllarse, podríamos poner un listado muy largo de estas necesidades pero no limitaremos al amor de pareja. Cuando Hablamos de pareja lo hacemos en su sentido amplio pudiendo cada uno de nosotros sentirse cómodo con otra cosa.

 

El amor de pareja
El amor de pareja

Si tomamos el ejemplo de la naturaleza una planta no puede vivir sin tierra ( hay excepciones a la regla), o no puede hacerlo sin agua, o necesita de la luz para hacer fotosintesis, o del aire para respirar, estas serian algunas de sus necesidades básicas. Pero existen otras que ayudaran a esta planta a crecer y desarrollarse para llegar a su mejor belleza. Siendo estas cosas el calor, recibir la cantidad adecuada de agua, la medida de sombra, estar cerca de otras de su especie para reproducirse o dar frutos, la calidad de la tierra para estar mas fuerte o poder crecer mas.

El amor de pareja no es diferente de esta planta, puede tener sus necesidades básicas satisfechas (espacio vital, alimentos, empleo, energía vital) y estas pueden ser rutina y podemos embellecer a este amor de pareja adicionandole, calor y comunicación, interés por el otro y lo que hace, brindarle tu presencia,  contacto y cariño, espiritualidad (elegida por la pareja) y una sinergia para que ambos podáis crecer y desarrollarse de la mejor manera posible para cada uno, respetando los tiempos, necesidades e intereses de cada uno.

Podemos ir aun mas lejos y ser proactivos en la pareja poniendo en la misma nuestra energía vital positiva, nuestras ideas y deseos, nuestra ganas de ver bien al otro, invirtiendo lo bueno de nosotros para ver frutos sanos y con brillo, hablando sin prejuicio, intentando conocer a esa persona que tanto amas y que igual que tu va cambiando a diario con las cosas que le acontecen.

La rutina del amor puede ser buena! Si construyes una rutina para crecer junto a tu pareja puede ser aun mejor!!

¿Te animas?

Imagen por cortesía de stockimages/ freedigitalphotos.net